PASTAS DE MANTEQUILLA

IMG_0349

5 minutos es lo que tardan estas pastas de mantequilla en desaparecer cuando las llevo a la oficina. Abro la bolsita y desprenden un delicioso aroma que las hace irresistibles, que le pregunten a mis compañeros. Marta lleva dos semanas reclamando la receta desde que las probó. Los ingredientes son muy básicos y lo único que necesitas para hacerlas bonitas son cortapastas de formas divertidas. Eso sí, son pastas antidieta jajaja pero no nos pasa nada por darnos un capricho de este tipo de vez en cuando, ya tratamos de comer equilibrado el resto del tiempo. ¡A disfrutar! mmm…

INGREDIENTES (40 unidades):

  • 100 gr azúcar glas
  • 225 gr harina para todo uso
  • 150 gr mantequilla sin sal
  • 1 yema de huevo
  • 5 ml extracto vainilla

PREPARACIÓN:

1. Precalentamos el horno a 180 ºC.

2. Reblandecer la mantequilla cortada en dados y añadirla a un bol con el azúcar.

IMG_0350

3. Tamizar la harina sobre la mantequilla en el bol. A continuación, deshacer la mantequilla con las manos hasta crear como ”migas” de pan integrando bien los ingredientes.

 

4. Añadimos la yema de huevo y el extracto de vainilla y mezclar hasta crear una masa homogénea, no es necesario trabajarla mucho, sólo hasta que se integren la yema y la vainilla. Se puede hacer a mano o en un robot. Cuando se integra la yema la masa queda más amarilla.

5. Extender la masa con un rodillo sobre una superficie lisa ligeramente enharinada dándole un grosor de medio centímetro. Cortar las formas deseadas y con la masa sobrante hacer una pequeña bola, volver a extender la masa y cortar nuevas pastas. Las pastas ya cortadas se colocan en una bandeja de horno sobre un papel para hornear.

El aspecto de la masa es quebradizo, no  pasa nada, es así. Si la masa queda demasiado blanda podemos hacer un rulo con film de plástico y guardar en el frigo un ratito para que queda más dura y trabajar mejor. (Este paso no es imprescindible).

IMG_0364

6. Hornear durante 10/15 minutos a 180 ºC o hasta que estén doradas, ¡cuidado que se queman rápido! Sacar del horno y dejar enfriar sobre una rejilla. Se conservan muy bien durante una semana en una lata o en una bolsita de plástico pero no te esmeres mucho en guardarlas porque están tan ricas que desaparecen. 😉

IMG_0410

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s